GEOMETRIA PLANA

VITRAL GÓTICO

 
 

Es un buen ejercicio para concluir el temario de geometría plana de ESO. Nos permite aplicar todos los conceptos y procedimientos que hemos visto hasta ahora.

 
 

Partiremos siempre a partir de un rectángulo dividido en rectángulos verticales (fig.1). Debemos dejar una separación (0.5 cm.) entre cada rectángulo. Esta separación simulará ser la piedra de la vidriera. Recomendamos que el número de divisiones sea par, aunque no es absolutamente necesario.

A continuación trazaremos el entramado de arcos ojivales siguiendo las instrucciones y sin confiar en el azar. Debemos encontrar técnicamente los puntos de tangéncia.

 

Fig. 1

 

TRAZADO DE UN ARCO OJIVAL SIMPLE

1- Sitúa la anchura  exterior del arco (AD) y la interna (BC)

2- Traza un arco con centro en A y radio AD. Repite el arco con centro en D y radio DA.

3- Traza un arco con centro en B y radio BC. Repite el arco con centro en C y radio CB.

4- Enlaza el arco con las líneas verticales y ya tienes una ventana gótica.

 

COMBINACIÓN DE ARCOS OJIVALES CON ROSETÓN

1- Dibuja dos arcos ojivales simples que compartan un lado.

2- Dibuja otro arco ojival que abarque los dos pequeños.

3- Traza las mediatrices de BC y DE.

4- Con centro en A traza una circunferencia que pase por la mediatriz de DE. Con centro en F traza una circunferencia que pase por la mediatriz de BC. La intersección de estos dos arcos es O, el centro del rosetón.

5- Une A con O y encuentra T y T', los puntos de tangencia entre el rosetón y los arcos ojivales pequeños.

6- Con centro en O y radio OT traza una circunferencia. Con centro en O y radio OT' traza otra circunferencia.

7- Repasa las líneas finales. Tienes muchas posibilidades diferentes según las líneas que decidas hacer visibles. Aquí arriba tienes dos ejemplos, pero hay más, si los buscas.

 

Puedes seguir combinando más arcos, normalmente por parejas,  y experimentar con diferentes diseños. En los rosetones puedes colocar diseños circulares, como los que explicamos en otro apartado (ROSETONES).

 
 

 

Cuando acabemos la parte geométrica (la piedra en la realidad), pasamos al diseño de la vidriera. Con un rotulador negro dibujaremos las líneas (que serían el plomo) y pintamos todo el trabajo con colores planos. Aquí tienes algunos ejemplos.

 
Miquela Riutort Laura Rodríguez Iván Raja
 
 
 
 
Ver más trabajos de éste tipo.